La burbuja de lo neurocientífico

  by    0   0

¿Deberían los marketeros poner a la neurociencia en cuarentena?

¿Cuál es la principal crítica que estos expertos hacen a la neurociencia?

Una de las palabras que más se repite últimamente en los estudios y en los análisis que buscan ayudar a los profesionales de marketing es la de neurociencia. La neurociencia, y mucho más de forma específica la neurociencia aplicada al marketing, el neuromarketing, se ha convertido en una especie de varita mágica, en un elemento que ha entrado rápidamente en la lista de favoritos y que se usa más y más para conectar con las audiencias.

El secreto del éxito de la neurociencia en el mundo del marketing no lo es tanto. ¿Por qué los marketeros se han convertido en entusiastas de esta herramienta y de sus aplicaciones? Por un lado, la ciencia siempre es una suerte de valor seguro, porque ofrece datos y guías que se da por hecho que son contrastadamente seguros. Es decir, todo aquello que tiene el sello de lo científico se ve como, en cierto modo, más fiable. Por otro lado, la neurociencia parte de un elemento que la hace aún más llamativa, ya que ayuda a comprender lo que ocurre en el cerebro del consumidor y, por tanto, a comprender mejor cuáles son sus intenciones y los elementos que impulsan sus decisiones de compra.

Pero ¿está empezando el universo del marketing a confiar demasiado en la neurociencia y deberían empezar a cuestionar lo que están haciendo? Cada vez hay más voces críticas con el neuromarketing, que invitan a reflexionar un poco más sobre el mismo y sobre su potencial.

Una de las últimas alertas ha llegado gracias a dos especialistas del Ehrenberg-Bass Institute, Rachel Kennedy y Haydn Northover, que han llegado a la conclusión de que los marketeros deberían estar más alerta y tener más cuidado antes de lanzarse en masa a usar los últimos descubrimientos y herramientas de la neurociencia en su trabajo en marketing. Y es que, como explican los expertos, aunque los sistemas de medición tradicional se han quedado ya en muchas ocasiones demasiado escasos, esto no implica necesariamente que la neurociencia se haya convertido en una especie de guía infalible que ocupe ese espacio. Los expertos reconocen que la neurociencia ofrece nuevas posibilidades, pero recuerdan que no por ello es ya ‘mano de santo’.

¿Cuál es la principal crítica que estos expertos hacen a la neurociencia?

La clave está en que por el momento no hay todavía una suerte de clave infalible para interpretar la información. Los datos tienen que ser interpretados, lo que hace que se introduzca un factor de riesgo, y las diferentes herramientas de análisis pueden dar, por tanto, resultados diferentes frente a una misma realidad.

No es la única crítica que apuntan. Igualmente, también recuerdan que el mundo del neuromarketing no es por el momento muy transparente, lo que hace que exista una cierta desinformación a la hora de analizar lo que hacen los diferentes proveedores.

La burbuja de lo neurocientífico

Sobre este último punto, lo cierto es que no se trata de la primera queja o crítica que se hace al emergente mundo del neuromarketing. Otro analista del sector apuntaba no hace mucho que el mercado se estaba llenando de herramientas que emplean la neurociencia como reclamo para posicionarse, pero cuya ciencia real es bastante cuestionable. El mercado está entregado a una suerte de ‘neuromanía’, apuntaba, lo que ha empujado a la neurociencia a la trivialización y a que no solo se use para analizar cualquier cosa y casi de cualquier modo sino que además se use para vender prácticamente todo.

De hecho, el peso que tiene esta ‘neuromanía’ es ya tan elevado que el discurso de lo neuro ya ha entrado en los medios de masas y en los recursos que las marcas emplean para conectar directamente con los consumidores. Es decir, ya no se trata solo de lo que importa a la hora de hacer su propio trabajo, sino que se ha convertido en un elemento más de comunicación con el que se quiere reforzar cierto valor de marca. Lo neurocientífico sirve tanto para vender juegos de ‘entrenamiento cerebral’ como para convencer de las bondades de un coche (‘neurotonterías’ hay ya quien lo llama), en anuncios con mensajes más que cuestionables.

Y mientras todo esto sucede se suceden cada vez más las declaraciones extravagantes y las promesas casi increíbles que hacen los que se quieren convertir en los gurús del mercado (por la vía del vendehúmos). “En los últimos años, ha sido el Salvaje Oeste del neuromarketing con ‘neuro-cowboys’ haciendo declaraciones extravagantes”, acusaba en un análisis Michelle Murphy Niedziela, directora científica en HCD Research.

No todo está perdido

Por ello, cada vez existen más voces críticas con el neuromarketing y, sobre todo, con el hecho de que se haya convertido en una suerte de dogma de fe que casi resulta incuestionable. Un estudio sueco apuntaba que entre los resultados obtenidos usando este tipo de tecnología se producían un 70% de falsos positivos. ¿Es esto un dato más para pinchar la que muchos ya ven como la burbuja de la neurociencia?

Al tiempo que los expertos critican el boom del neuromarketing y el hecho de que de que cada vez se hable más de ello y de forma cada vez más fanática, también recuerdan que la herramienta tiene mucho potencial y que puede servir para alcanzar conclusiones muy importantes e interesantes sobre lo que está ocurriendo en el mercado. La clave está, se podría decir, en cómo se hacen esas cosas y en qué se está haciendo para lograr ser más eficiente y efectivo a la hora de alcanzar conclusiones.

A medida que la industria se convierta en más transparente y a medida que se avance hacia los estándares se lograrán mejores resultados. Y, sobre todo, lo más importante es el tener una visión crítica de este mundillo. Es decir, las marcas y sus responsables no deben aceptar cualquier cosa bajo la promesa de la neurociencia y del neuromarketing y tienen que esforzarse cada vez más para ser capaces de separar el grano de la paja.
Fuente: PuroMarketing.com


Related Posts

La nueva edad de oro de la Publicidad contextual ya ha comenzado

Los anunciantes apuestan cada vez más por este clásico formato porque es más seguro y permite solucionar algunos de los problemas de la publicidad online  Cuando internet estaba empezando y cuando la publicidad online estaba creciendo, apareció un formato publicitario que tuvo rápidamente muchísimo éxito. Era la publicidad contextual, que usaba el contenido que la […]

READ MORE →

Se vienen los smartphones flexibles: estas son las razones por las que los gigantes de la telefonía compiten por ellos

Huawei presentaría su primer celular flexible a principios de 2019. Samsung podría mostrar un avance durante su conferencia de desarrolladores. Las dudas Parece que la era de los teléfonos flexibles está más cerca de ser realidad. Huawei podría convertirse en la primera compañía en desarrollar smartphones con pantallas flexibles o plegables destinadas a transportarse más fácilmente en el bolsillo del caballero y la cartera de la dama. Si bien varios fabricantes vienen desarrollando diferentes tecnologías, la compañía china podría presentar su primer celular flexible a principios del año próximo. Y se adelantaría, así, a sus máximos rivales, como Samsung y Apple. De hecho, el presidente ejecutivo de la división móvil de la compañía coreana, DJKoh, dijo a la cadena CNBC que este año lanzarían la primera pantalla flexible, hecho que podría ocurrir en los primeros días de noviembre cuando Samsung realice su Conferencia de Desarrolladores en San Francisco, California. El ejecutivo admitió que el proceso de fabricación es complicado pero que en el caso particular de la compañía estaba prácticamente en la etapa final.
Antes, sostuvo que hay que pensar muy bien por qué se compraría un teléfono de pantalla flexible. Porque cada innovación, cada producto, debe tener un mensaje significativo para el cliente final. Las pantallas flexibles ya se han visto en varias ferias de tecnología en los últimos años. LG, Philips, Sony, Nokia y Sharp ya mostraron sus respectivos modelos. El secreto pasa por las pantallas OLED que han sido usadas tanto por Samsung como por Apple. La complejidad del proceso pasa porque no alcanza con que la pantalla sea flexible sino que también deberían serlo la batería, la carcaza y otros componentes. Pero las dudas sobre la verdadera utilidad de una pantalla flexible cruza a todos los fabricantes. Lixin Cheng, jefe de la división de móviles de ZTE, también señaló que“los consumidores merecen tener mejores productos, que sean significativos y útiles para ellos”. Por lo visto, no alcanza con poder doblar la pantalla como si fuese un viejo diario. Hay que encontrar la utilidad de tal flexibilidad. Y, luego, saber si el público estará dispuesto a pagar por ello. Fuente: Iprofesional.com

READ MORE →

Busca en su móvil, compara y si lo encuentra más barato, lo compra: Así es el nuevo consumidor

Internet ha hecho que el consumidor acceda a muchísima más información sobre lo que compra  Hubo un tiempo, hace unas décadas, en el que el camino del consumidor hasta los productos pasaba por estar un poco al día de lo que estaba de moda – y que publicaban los medios por tanto sobre el tema […]

READ MORE →

Cómo Disneyland usa la Psicología para lograr que consumas más

El diseño de los parques de Disney está milimetrado para maximizar las oportunidades de consumo Quien haya estado en un parque temático, tendrá muy claro cómo funciona la experiencia. El recorrido empieza siempre en el mismo lugar, una puerta de entrada que es la única manera de acceder al parque y en la que en […]

READ MORE →

Los 20 lugares más espectaculares del Mundo

Los 20 espectáculos naturales más increíbles del planeta en 20 fotos que te darán ganas de verlos en persona. Nuestro mundo está lleno de maravillas: géiseres increíbles, cuevas míticas y formaciones rocosas en un mar de colores… Hemos encontrado los 20 lugares más espectaculares del Mundo. Verdaderos “milagros de la Naturaleza”. 1. Géiser Fly, Nevada, […]

READ MORE →

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to Top